Write me: laura@mientrasturespirabas.com
Las navidades imperfectas

Si señor, cómo me encantó cuando oí eso el otro día en un anuncio de la televisión. Me parece que ha sido el LIDL el que ha roto con tanta perfección. Yuhuuuuuu!!Bravo!!

Parece que las Navidades son aquello que sucede cuando tooooda la familia se reúne alrededor de una mesa llena de recetas ricas, al lado de un árbol que es testigo de un trajín de regalos que no veas, convirtiéndose en cómplice del Olentzero, de los Reyes Magos, incluso hasta de algún amigo invisible si hace falta.

Es ese tiempo en el que nos entran unas ganas tremendas de remediar las que hemos liado durante el año y nos da por hablar de compartir, de ayudar, de perdonar….Vamos, cómo si lo de ser bueno fuera tan fácil como ponerse al lío y ya está. No, no, no. De eso nada, para ser bueno también hay que valer, eh? Cualquiera no puede. Hay que estar sobradamente preparao!! Y a poder ser…..también  acolchao porque te van a caer ……………de todos los laos!!

En fin que la Navidad, como dice un navarrico que conozco es Paz y amor y el Plus en el salón. Aunque ahora la rima habría que hacerla más con Movistar que es el que se lleva la Palma.

Pero, y ¿qué pasa cuando todo eso no sucede? Cuando no está la familia, o está pero nos empieza a faltar gente. Cuando hay que ajustar tanto el menú que puede acabar siendo un pintxo-pote, o cuándo el árbol hay que ponerlo chiquitín para que no se noten los huecos dejados por las meteduras de pata de los Reyes por haber dejado en unas casas tanto y en otras tan poco, eso, sí hay suerte y tenemos árbol, claro.

O incluso cuando la vida nos sonríe y estemos en racha y a pesar de  contar con todo el pack: familia, regalos……..y demás, tampoco nos gusten, por la simple razón de que no comulgamos con esa forma de celebrarlas.

Pues pasa que hablar de las Navidades nos puede poner tristes o incluso que lleguemos a aborrecerlas. En el primero de los casos, cuando nos faltan cosas, porque podemos llegar a sentir pena e incluso frustración y en el segundo, rechazo total por entender que se trata de un circo en el que no nos apetece participar.

En cuanto a mí,  jamás he dejado de quererlas, pero lo confieso, sí que me han dado alguna que otra  frustración, y en ocasiones más penas que alegrías……eso sí, nunca originadas por los huecos debajo del árbol, que haberlos, los ha habido, sino por los huecos en las sillas. Circunstancias que te hacen ver que esa perfección no sucede siempre y que te llevan a un tris de cogerles manía.

Pero qué va, no me dejé llevar, todo lo contrario las empecé a querer con más fuerza, eso sí, cambiando la forma de mirarlas, sabiendo lo que realmente son.

Este año, no lo voy a negar, se me temblaban las piernas según pasé la última hoja del calendario. Porque va a haber más huecos. Debajo del árbol, porque les he pedido a los Reyes que no tapen  las luces tan molonas que le hemos puesto con torres de juguetes que luego no usamos, que hagan el favor de repartir mejor. Pero sobre todo me temblaban por los huecos que va a haber en las sillas.

Van a ser unas Navidades imperfectas, lo sé, pero aún así, estoy deseando que lleguen porque para mí, las Navidades no son lo que pretenden vendernos. Son mucho más que eso. Es el momento de celebrar que aquí estamos, terminando un año con sus cosas buenas, malas y regulares y preparándonos para brindar por un “nacimiento”, el de un nuevo año, con la esperanza de poder seguir dando guerra a tope!! Y lo haremos con quien podamos sentirnos arropados, a veces serán muchos los que vengan a nuestra mesa, a veces menos incluso puede ser que haya momentos en los que nos tengan que adoptar en  otra mesa porque no tengamos con quien celebrarlo. Da igual, porque lo importante, no es el vínculo, sino el afecto. Así es, a veces nos unen lazos invisibles.

Y para todo lo demás, dependerá de lo que estemos dispuestos a  tirar de la Mastercard, que rima con Navidad pero no tiene nadaaaaa que ver.

Os quiero así, como sois…………Felices Navidades imperfectas!!!

Laura …el desempate.

Canción Ole Olentzero (Ene Kantak)

3 Comments

  • pilar Posted 24 diciembre, 2017 10:29 am

    que este año te traigan esos reyes u olentzero, lo mismo da, un poquito de tranquilidad con el pequeñin, porque por lo demas ya lo tienes todo, alegria, fuerza, humildad,familia que te adoran, y sensibilidad
    disfruta de estos dias

  • Laura…el desempate Posted 25 diciembre, 2017 10:06 pm

    Gracias Piluki, me ha dado un escalofrío
    Disfruta de las Navidades rodeada de tu familia.

  • Iñigo Posted 4 enero, 2018 11:55 pm

    Las Navidades me dejaron de gustar al dejar de ser pequeño hasta el punto de cogerles un poco manía pensando que era todo comercial. Te leí y he hecho algunos cambios que me han servido para cogerles de nuevo cariño. jjjjjj

Add Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *